info@gaulas.com   +34 687 619 021
El rostro tras el diseño, Belén de Pedro
24 May

El rostro tras el diseño, Belén de Pedro

ahumado2No hay duda de que un buen diseño que trasmita y refleje los valores y atributos de una marca o un producto es, actualmente, una condición necesaria, aunque no suficiente, para lograr el éxito comercial.

Algunos diseñadores han alcanzado un gran relieve en nuestro sector, como mi admirada Isabel Cabello, que en los últimos años ha dotado de identidad a toda una generación de AOVEs españoles, incluidos muchos de los estupendos picuales tempranos de Jaén.

Otros, sin embargo, se mantienen en un relativo anonimato, aunque su trabajo sea enormemente reconocido por sus clientes y por sus destinatarios finales, los consumidores.

Este sería el caso de Belén de Pedro, que desde hace tiempo diseña para Castillo de Canena; una de las marcas, huelga decirlo, con mayor notoriedad y capacidad de innovación del mundo oleícola.

otros-clientesLicenciada en Bellas Artes y formada en Inglaterra, Belén es Directora de Arte desde 1995, aunque nunca ha dejado de cultivar el diseño gráfico, como ella dice “desde que mis padres me dieron un lápiz y un papel”.

Exigente, detallista, cuidadosa y apasionada de su profesión, busca la belleza en todo lo que hace.  “El componente artístico es el principal ingrediente de mi trabajo y de mi vida”, así nos resume su filosofía profesional y vital.

Para Belén, diseñar un envase o una etiqueta, como las que ha realizado para Castillo de Canena, es como un juego cuyas reglas son la lógica y la armonía. Un arriesgado juego en el que hay que conjugar tipografías, colores, fotos o ilustraciones para logar un resultado diferenciador, equilibrado, bello y sutil,  en el que se plasmen las cualidades de la marca.

Su fuente de inspiración procede de la vida, de las experiencias de su día a día, compaginadas con muchas horas de dedicación y esfuerzo “tratando de pasar de un simple boceto al resultado final”.

El diseño conserva para Belén un cierto carácter manual y artesano, que requiere, además, evolución constante, para sorprender con cada nueva propuesta, conservando la magia, el espíritu y la esencia.

biodinamico1              fernando-alonso             ainoha

“Quiero que cada etiqueta tenga su propia historia, una historia que merezca la pena ser contada, y puedo decir que ya estoy impaciente por contar la siguiente”.

horizontal

 

 

Pueden ver los trabajos de Belén de Pedro en https://www.behance.net/belendepedro

 

Deja un comentario