info@gaulas.com   +34 687 619 021
Historia y actualidad del Aceite de Oliva Virgen
19 Dic

Historia y actualidad del Aceite de Oliva Virgen

El aceite de oliva virgen es el zumo de la aceituna, fruto del olivo. Es el único aceite, entre los que se encuentran habitualmente en el mercado, que se extrae de una fruta fresca. Es por tanto un producto totalmente natural, cuyo excepcional aroma y sabor se derivan directamente de la fruta de la que se obtiene.

El aceite de oliva ha sido producido y consumido en la Cuenca Mediterránea desde hace milenios. Hasta hace unos treinta años no era muy conocido en el resto del mundo. Sin embargo, hoy día el aceite de oliva es una de los aceites vegetales más apreciados tanto por sus valores nutritivos como por sus altas cualidades gastronómicas.

Su alto contenido en ácidos grasos monoinsaturados, vitamina E, antioxidantes naturales y otros nutrientes hacen que hoy día la ciencia médica lo considere como uno de los más saludables. Su extraordinario aroma y sabor, así como su alta estabilidad han merecido el reconocimiento de los profesionales de la cocina y de millones de consumidores interesados en la gastronomía y la nutrición.

El olivo, el árbol sagrado de los antiguos pueblos mediterráneos, fue probablemente introducido en la península Ibérica, hace más de tres mil años, por los mercaderes fenicios. Desde entonces ha sido un elemento inseparable de la historia, el paisaje y la gastronomía de nuestro país.

Los conquistadores romanos impulsaron grandemente su cultivo. En el siglo primero A.D. el sur de España era ya una de las principales zonas de producción del aceite de oliva. Envasado en grandes vasijas de barro, el aceite de oliva de España era enviado a Roma y a otras muchas partes del Imperio.

Posteriormente, los conquistadores árabes desarrollaron las técnicas de cultivo y lo extendieron a otras zonas del país. También mejoraron los sistemas de producción del aceite. La palabra española “aceite” procede de término árabe “al-zait” que significa zumo de la aceituna.

En el siglo XVI los españoles introdujeron el cultivo del olivo en el continente americano. Hoy día, aunque la mayor parte de la producción se sigue desarrollando en los países ribereños del Mediterráneo, el cultivo del olivo se ha extendido a otras zonas del mundo como Argentina, Chile, California y Australia.

Deja un comentario